El Alcázar de Sevilla: Primeros estudios sobre estratigrafía y evolución constructiva

Número de Edición: 1a ed.Lugar de Publicación: Sevilla

Fecha de Publicación: 2002

Editor/es: Consejería de Cultura : Patronato del Real Alcázar

de Sevilla

Colección: Arqueología. Monografías. Memorias. ; 14

ISBN: 84-8266-346-1

Precio: 30,00 €

Categoría: Bienes Culturales

http://www.juntadeandalucia.es/cultura/libreriavirtual/


 

El material recogido en estas páginas sintetiza las investigaciones llevadas a cabo en el alcázar de Sevilla durante el año 1999 como resultado del Proyecto Puntual de Investigación denominado “Análisis arqueológico del Real Alcázar de Sevilla: evolución histórica e inserción urbana” promovido por el Patronato del Real Alcázar y autorizado por la Dirección General de Bienes Culturales de la Junta de Andalucía.

El equipo de investigación responsable del mismo tuvo ocasión de iniciar labores de excavación en el citado conjunto en 1997, fecha en la que fueron descubiertos los restos de un gran palacio abbadita y otro almohade bajo el transitado patio de la Montería, núcleo central de comunicación de los diversos recintos y edificios que componen este conjunto monumental. Otras investigaciones de apoyo a la restauración en el sector meridional de la ciudad, puerta primitiva, murallas, etc…, han ido configurando desde entonces una plataforma para el análisis histórico cuya consecuencia directa ha sido el diseño de varios programas sistemáticos desde 2000 hasta la actualidad.

El documento que presentamos, en resumen, debe entenderse como una primera aproximación “metodológica” a un espacio aparentemente inabarcable cuyas incógnitas urbanísticas y arquitectónicas exigían un planteamiento prospectivo ordenado y ambicioso fundamentado en operaciones diferentes. En primer lugar se ha pretendido conocer el medio mediante un análisis de la estructura general; para ello se plantearon muestreos edilicios, se conformaron tipologías murarias, se estudiaron los sistemas de contacto y las fábricas de los principales paramentos, etc..fruto de este acercamiento se diseñó un plan de documentación de alzados a lo largo del inmueble consistente en el dibujo arqueológico de una treintena de paramentos con sus posteriores estudios estratigráfico, tipológico y descriptivo.

Uno de los pilares de la intervención fueron los sondeos estratigráficos realizados en un eje Norte – Sur destinados a conocer la topografía histórica de cada ámbito diferenciado desde la Catedral al Tagarete. Por último, y aunque por falta de espacio, no tienen cabida aquí, fueron incorporándose datos procedentes de las numerosas actuaciones puntuales de conservación; para ello seguimos un sistema de controles de obra constituido a la larga como herramienta básica en el conocimiento cotidiano del alcázar.

Muchos de los planteamientos esbozados en esta primera publicación general sobre la arqueología del alcázar son meras hipótesis a cotejar durante los años venideros por lo cual deben ser tomadas, y así lo hacemos los autores, con toda prudencia. No obstante, algunas apreciaciones descansan sobre evidencias que no por sorprendentes dejan de tener la categoría de pruebas claras; de hecho un buen número de planteamientos apriorísticos han debido ser desestimados ante la fuerza de los datos, en especial los vinculados con la cronología y la evolución constructiva.

El interés por tanto de este trabajo trasciende los límites del acercamiento preparatorio para cualquier gran proyecto arqueológico desde el momento en el que los resultados confirman muchas teorías antiguas pero desechan un número especialmente significativo de “verdades asumidas por la comunidad científica”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *